Somos conscientes de que este no es un año como cualquier otro. En medio de esta pandemia que asola a todo el mundo, intentar hacer una vida normal a veces es complicado. Y ahora, en pleno verano y con las temperaturas subiendo en el termómetro, queremos disfrutar del mar y el sol desde la playa.